martes, 15 de febrero de 2011

ORÍGENES

Me han preguntado cuando es el mejor momento para escribir un poema
Y lo cierto es
Que la poesía sigue su propio camino encauzando nuestro destino de poetas
Que se aferran, a la palabra, a la aurora, a la sonrisa, a la rabia, a la revolución
Detenida
Relegada
Denegada
Proscrita
Las letras se acomodan solas en la mente y fluyen ágiles por entre
Los vagones del metro
Las bugamibilias de los muros
Los plenilunios en la Barceloneta
Camino rápido normalmente
Y abro los ojos
Atento
Sigiloso
Camuflado
Solidario
Y las palabras tocan a mi mente y amorosamente me dictan
Cuando soy inmensamente feliz
Cuando soy minúsculamente infame
/ Mi poesía /

POEMA PROPIEDAD DE Humberto González Ortiz

4 comentarios:

ADELFA MARTIN dijo...

es que eres un poeta de pura cepa, que camina arrastrando su corazòn en dos patitas, por esas calles condales...

abrazos

Humberto González Ortiz dijo...

Hijos Adelfa!... siempre te pasas con tus comentarios...y me dejas con un nudo en la garganta... MUCHAS GRACIAS AMIGA!

RosaMaría dijo...

Qué bien lo expresas!En esos momentos en los que te inspiras y no tienes la libreta, el papel, que angustia el pensar que la memoria luego no repite la inspiración de ese momento mágico! Una hermosa poesía. Beso.

Humberto González Ortiz dijo...

Gracias Rosa María, saludos!