lunes, 14 de febrero de 2011

ACERCA DE LA VERDAD

Hace unos días miraba un documental
Interesante
Sobre el arquitecto inglés Norman Foster
En el cual se mostraba una arquitectura
Impoluta
Impresionante
Mágica
Luego volví a mi arquitectura de palabras y encontré a millones de huérfanos
De aquella arquitectura hermosa, atractiva, idílica que Foster
Nos mostraba emocionado
Luego recordé con cariño la plática con Paulo Eduardo Fonseca
Que entusiasmado
Me compartió en Barcelona, sus hallazgos
Acerca de la construcción de una Arquitectura Sostenible
Basada en propuestas tecnológicamente accesibles
También
A los pobladores pobres de América latina
Y así hablamos horas
Sin documentales
Sin propaganda
Sin subterfugios

¿Cuánto de verdad sabemos de la verdad?
/ Reflexiono desde entonces /
Y como hace años
Sigo con miles y miles de preguntas
Sigo con tan solo unas cuantas decenas
/ De respuestas /

POEMA PROPIEDAD DE Humberto González Ortiz

6 comentarios:

ADELFA MARTIN dijo...

El dia de hoy hago un alto
a pesar de la comercializaciòn,
de los globos atados a ramos de flores marchitàndose,
a los monitos de peluche,
para decirte, despues de haber visto las noticias de la mañana -sin haberme terminado de volver loca o de mandar todo al carajo-

¡FELIZ DIA DEL AMOR Y LA AMISTAD!

mis cariños

Humberto González Ortiz dijo...

Adelfa querida... me tranquilizo un poco y te mando un abrazo de plenilunio... para vos, en este día comercial si... pero que me permite confirmar mi amistad... contigo!... un besote

mariaje15 dijo...

Feliz Dia de la Amistad y del Amor, también por mi parte Amigo Humberto,...sin espíritu comercial pero con espíritu de Admiración por tu Arquitectura y Poesía y Planes sostenibles...
Como siempre Besos y Adelante Amigo

Humberto González Ortiz dijo...

Mariaje, suerte con eso de la dentadura!... Abrazos!

RosaMaría dijo...

Pues sí, tu reflexión es la de muchos, si entroncamos el diseño de la poesía con la arquitectura, veremos puntos conectados. El movimiento, ritmo y ensamble están en ellas y si sumamos a ello el desarrollo sostenible y también ecológico todo cuaja. Un abrazo.

Humberto González Ortiz dijo...

Rosa maría, si todos los arquitectos fuesemos un poco poetas, el mnndo sería hermoso!